diplejia: parálisis que afecta a las piernas

La diplejia se presenta antes de los 3 años de edad, y es un tipo de parálisis cerebral infantil (PCI).

Altera la postura y la marcha porque está reducida la movilidad de las piernas, y afecta a la precisión manual por estar disminuida la motricidad fina de las extremidades superiores. Supone el 50% del total de casos de PCI. Debida a una lesión cerebral característica de la prematuridad, aunque puede tener múltiples causas, que provoca una alteración del tono muscular.

Alteraciones motoras en la diplejia

 

diplejiaLas lesiones cerebrales causan debilidad y rigidez de los músculos de las piernas lo que dificulta el mantenimiento de la postura y del equilibrio.

El niño con diplejia espástica tiene una postura característica.

El tronco está inclinado hacia adelante, las piernas se cruzan de modo que entrechocan las rodillas que además están en flexión y giradas hacia el interior; los pies se apoyan sobre todo en la parte anterior provocando una postura en puntillas.

Las extremidades superiores no suelen tener deformidades, aunque en los casos más graves aparece una dificultad para controlar los movimientos de precisión manual que pueden ser lentos y algo torpes.

El principal problema de la diplejia espástica es la dificultad para caminar. La postura que hemos descrito dificulta mucho el mantenimiento del equilibrio al ponerse de pie, por lo que fácilmente se caen hacia atrás. Por eso no suelen iniciar el desplazamiento antes de los dos años y no caminan hasta los 4.

La marcha dipléjica está determinada por la postura que adoptan las extremidades inferiores. Inicialmente la rigidez de los músculos antigravitatorios (los que actúan elevando las piernas del suelo) provoca una marcha a saltitos (parecida a la de un atleta que se prepara para saltar), y las rodillas entrechocan.

Al crecer, cambia la rigidez de los músculos y el eje de equilibrio del cuerpo. Se modifica el patrón de marcha que deja de ser a saltos y se parece más a la de una persona que camina agachada. Ahora la flexión del cuerpo hacia adelante y la de las rodillas es más marcada y el pie se apoya con toda la planta.

La marcha dipléjica consume muchísima energía y causa fatiga.

Problemas otropédicos en la diplejia espástica

De todos los tipos de PCI, la diplejia espástica es la que más se beneficia del tratamiento. Si no se inicia tempranamente, se producen deformidades graves de los huesos y las articulaciones.

Algunos problemas ortopédicos causados por la diplejia espástica no tratada:

  • mal desarrollo de la cabeza del fémur (displasia de cadera) que no se encaja bien en los huesos de la pelvis y tiende a salirse de sitio (luxación) causando deformidad, dolor y dificultad para la marcha
  • limitación en el movimiento de las articulaciones afectadas causando una disminución del rango de movimiento (contracturas) rodillas y tobillos son los más afectados
  • mal posición de articulaciones y deformidades óseas, “pies planos” (pie valgo), juanetes (hallux valgo), pies hacia dentro por anteversión femoral…

Todo ello altera la postura, el equilibrio y la marcha, limitando la autonomía personal.

Otros problemas asociados a la diplejia

Los niños con diplejia espástica tienen preservada su inteligencia y pueden comunicarse sin problemas con un desarrollo normal del lenguaje. Esto facilita su integración social. Las funciones oromotoras y gastrointestinales también son normales.

Es frecuente que sufran problemas de agudeza visual y estrabismo.

La mayoría han tenido un nacimiento prematuro y han necesitado oxígeno durante las primeras semanas de vida lo que aumenta el riesgo de patología de la retina y ceguera. Los especialistas de las unidades de neonatología conocen muy bien este riesgo y por eso se hacen revisiones periódicas para detectarlo precozmente e iniciar el tratamiento oportuno.

Más adelante, como se hace a todos los niños con dificultades en el neurodesarrollo, es imprescindible seguir revisando la vista y la audición para que en caso de presentar deficiencias, se puedan detectar a tiempo y recibir el tratamiento más adecuado para que interfieran lo mínimo en un desarrollo ya afectado.

Manejo clínico de la diplejia

Aunque los signos de la diplejia están presentes al año de vida, el déficit motor no siempre es detectable en los primeros meses y se va evidenciando a medida que madura el sistema nervioso.

Además del desarrollo motor propio de la PCI y la afectación característica de la diplejia, el diagnóstico lo confirmará la neuropediatra realizando una resonancia magnética que mostrará la lesión cerebral concordante con la clínica.

 

Resonancia evolución de leucomalacia periventricular

 

La realización de un electroencefalograma (EEG) solo está indicada si se producen crisis. En caso de presentar otros problemas se indicarán las pruebas complementarias pertinentes para su estudio.

El tratamiento debe iniciarse cuanto antes, por lo que la detección precoz es imprescindible, ante la mínima sospecha debe derivarse al niño al centro de desarrollo y atención precoz (CDIAP) más cercano a su domicilio.

El tratamiento está dirigido a disminuir los efectos de la espasticidad, mejorando la postura, la movilidad y la coordinación. La base del tratamiento es la fisioterapia, y si esta es insuficiente pueden utilizarse también ortesis y fármacos relajantes, como la toxina botulínica. En los casos más graves será necesaria cirugía, para alargar o transferir los tendones adecuados, corrigiendo las contracturas y mejorando la fuerza y la movilidad de la extremidad.

A diferencia de la hemiplejía, el niño con diplejia espástica no puede alcanzar su máximo potencial sin ayuda, por lo que el pronóstico está determinado por los tratamientos que reciba el niño y su respuesta a los mismos. A los 4 años de edad la mayoría de los niños con diplejia han adquirido la marcha cuya funcionalidad sigue mejorando las habilidades hasta los 7 años. Si a pesar de seguir un tratamiento adecuado, no caminan solos a esa edad, probablemente ya no lo harán.

Un niño con diplejia espástica bien diagnosticado y bien tratado se convertirá en un adulto bien integrado en la sociedad y autónomo en las actividades de la vida diaria.

Lo que hagas sin esfuerzo y con presteza, no puede durar ni tener bellezaPlutarco

2014 ©  mj mas

_________________________<sobre esta información>

Relacionados:

Dibujo: diplejia espástica. Imagen de resonancia magnética: caso personal.

Acerca de mj mas

Neuropediatra · Ejerzo la Medicina con Ciencia y humanidad. Aquí divulgo sobre el imperfecto cerebro humano.

»

    • Alejandro villar dice:

      El articulo fue muy útil.Ttengo este problema fui prematuro y hoy en dia tengo 45 años. Gracias por la información.
      Saludos.

  1. laura ojeda santiago dice:

    Tengo una nena de 2 años y medio que no camina ya llevo un año y medio llevándola a diferentes especialistas y aun no tengo un diagnóstico. No sé que hacer o a donde llevarla, pido por favor me puedan ayudar gracias.

    • mj mas dice:

      Estoy a su disposición por si necesita una visita conmigo.
      Puede solicitarla en el teléfono 977 25 00 00
      Visito todos los miércoles por la tarde de 16 a 20 horas en el Centre Mèdic Rambla Nova de Tarragona – Rambla Nova 103 (Edificio Atlántico

  2. antonio dice:

    Disculpe, ¿será que si se detecta venriculomegalia a un niño antes de nacer tenga riesgo de presentar diplejia espástica al nacer?

    • mj mas dice:

      La ventriculomegalia detectada en las ecografías prenatales es signo de pérdida de tejido nervioso y por tanto de riesgo de secuelas, motoras o no, después del nacimiento.

  3. Paloma dice:

    Hola, tengo una niña de 2,5 años, con este síndrome. Quería saber si la diplejia es una forma de discapacidad o no.

    • mj mas dice:

      Hola Paloma.
      La discapcidad es independiente de su causa. Si un problema neurológico causa dificultades importantes para la vida diaria, entonces se considera discapacidad. La mayoría de las personas con diplejia espástica suelen tener dificultades en su vida diaria y por eso la mayoría pueden solicitar un certificado de discapacidad.
      Quizá este otro post te pueda aclarar mejor: https://neuropediatra.org/2014/12/03/discapacidad/

  4. Beatriz dice:

    Tengo un niño de 4 años de edad con diplejia espástica, camina de puntillas y lleva DAFO desde hace 1 año y medio, pero aún así camina de puntillas y flexiona las rodillas. Me comentan ponerle toxina.

    • mj mas dice:

      Hola Beatriz, seguro que el médico que atiende a tu hijo quiere lo mejor para él. Si tienes dudas consúltalas con él.
      Si quieres mi consejo, debes pedirme visita llamando al 977 250000 para que pueda hacer la valoración adecuada del niño y comentar en persona el tratamiento.

  5. Patricia Lira dice:

    Hola son de Venezuela, mi hijo Daniel lo diagnosticaron con diplejía espástica, aún no camina y tiene 2 años. ¿Es recomendable colocarlo en una escuela convencional o tengo que buscar una escuela con necesidades especiales? Muchas gracias.

    • mj mas dice:

      Hola Patricia, eso dependerá de su capacidad para ir a una escuela convencional. Sus dificultades motoras no deben ser obstáculo si no hay problemas congestivos. En cualquier caso estas preguntas debe hacérselas a su médico.
      Saludos cordiales.

      • Patricia dice:

        Hola de nuevo, tengo que agradecer tu consejo, pues pude hablar con su médico tratante y efectivamente lo puedo colocar en una escuela convencional…. Gracias que por la parte del aprendizaje es muy activo y curioso algo que me parece muy bueno… Gracias ya que gracias a tu artículo pude aclarar algunos miles de dudas.

  6. Dayana dice:

    Hola buen día. […]

  7. DANIEL dice:

    Hola soy Daniel, una persona de 32 años de edad que padezco diplegia espástica motora. Ya fui operado 2 veces siendo chico, tendría 4 cuando me operaron de aductores y 7 cuando fui operado de Aquiles. Querría saber si así con mi edad se puede llegar a hacer algo. Desde ya muchas gracias.

    • mj mas dice:

      Hola Daniel.
      La edad no es impedimento para los tratamientos, te recomiendo que lo consultes con tu médico, seguro que podrá ofrecerte tratamientos de mejora.
      Un cordial saludo.

  8. HOLA, María José.
    Tengo un niño con diparesia, ya tiene 11 años, anda con muletas y le hemos tratado con casi todo lo que conocemos, desde la toxina hasta fibrotomías. Su desarrollo mental es correcto, y aunque continuamos con la fisioterapia en casa, vemos que nos quedamos sin alternativas. Un saludo.

    • mj mas dice:

      Hola.
      Pues parece que estáis haciendo todo lo que es necesario. Es importante seguir con la fisioterapia y con las valoraciones de sus médicos.
      Un afectuoso saludo.

  9. Muy bueno su articulo.

    Mi hermana a muy avanzada edad le diagnosticaron, comenzaron el tratamiento pero fue muy tarde, hoy ya tiene 23 años y no es dependiente. ¿Hoy en día existe algún tratamiento para esta enfermedad?

    Saludos

    • mj mas dice:

      Hola Ismael, siento saber de las dificultades de tu hermana.
      El tratamiento es el que se indica en la entrada: fisioterapia, colocación de ortesis si precisa, fármacos, cirugía… Siempre dirigido a mejorar la funcionalidad y la autonomía de la persona al máximo.

      Saludos cordiales.

  10. elaine lara dice:

    Buena información. Mi hijo es prematuro y sufrió una parálisis cerebral infantil.

  11. Angie Vanesa cardona rosales dice:

    Hola. Soy mamá de un exprematuro de 26 semanas con muchas dificultades al dia de hoy a causa de una lesión cerebral, tiene leucomalacia periventricular leve docotra yo lo llevo a fisioterapia en atencion temprana. Quería saber si hago una consulta con usted ¿podríamos hacer algo mas con el niño? Tiene 19 meses aún no se sienta porque tiene poco tono muscular.Gracias, agradezco una respuesta.

    • mj mas dice:

      Querida Angie.
      Siento las dificultades por las que está pasando tu hijo y por lo que dices me parece que estás en buenas manos.
      Si su problema es el que cuentas, lo que se está haciendo es lo más correcto para él. No puedo asegurarte que en una visita conmigo fuese a recomendar otra cosa. Coméntalo con tu médico.
      Un afectuoso saludo.

Si comentas, todos aprendemos. ¡Gracias!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s